Logo
News image
Autor: Eduardo Barrionuevo - Fecha: 2020-06-24

BEN BALTZ

Una foto en pleno triatlón junto a su padre, bajo un temporal de lluvia y luchando por acabar una prótesis a causa de la amputación que sufrió cuando tenía seis años se ha convirtió en un fenómeno viral.

Ben Baltz actualmente tiene 18 años y creció en Valparaíso, Florida, en una familia de corredores. Su padre corrió, su madre corrió y su hermana mayor corrió. Pero luego de que le amputaron la parte inferior de la pierna derecha en 2008 por un ataque de cáncer de hueso y ocho meses de quimioterapia, Ben no sabía si alguna vez podría volver a correr.

Entonces, un día, cinco meses después de recibir su prótesis de pierna, salió a caminar con su madre y los dos comenzaron a moverse cada vez más rápido. "Estaba pensando que probablemente no podría correr con esto, pero comenzamos a acelerar el ritmo, y luego estaba corriendo", dice Ben. "Fue increíble saber que aún podía correr sin una extremidad".

Darse cuenta de que podía volver a correr fue uno de los momentos más hermosos de Ben, solo superado por su mejor milla (1609 metros), a 8m15s a un año de su amputación. Pronto, el padre de Ben, JC, comenzó a inscribirlo en carreras locales de millas y triatlones. En la emblemática foto, Ben y JC estaban terminando la carrera de un triatlón en Marianna el 4 de julio de 2013. Ben dice que su padre a menudo corre con él para alentarlo durante las carreras difíciles.

Sin embargo, no siempre ha sido fácil, y Ben se ha enfrentado a contratiempos en el camino. Justo un año después de adaptarse a correr con una prótesis estándar, asumió el nuevo desafío de aprender a correr nuevamente con una "pierna para correr". Esto significaba dominar un movimiento completamente nuevo para moverse, la pierna hacia afuera en lugar de hacia adelante debido a la ausencia de una rodilla. En una entrevista en televisiva, Ben cuenta sobre el dolor que que su pierna tenia cuando galopaba en medio de un triatlón, en una competencia un marine lo llevó hasta la línea de llegada, un viaje que inicialmente se mostró reacio a aceptar, prefiriendo terminar correr con su propia fuerza.

La madre de Ben, Kim, dice que estar físicamente activo es necesario para toda la familia, y Ben ha sido un factor importante en eso. "Durante tanto tiempo, cuando Ben estaba en quimioterapia, simplemente caminaba por el pasillo con muletas, y eso fue un hito", dice ella. "Ahora corremos porque podemos, y no podemos dar por sentado nuestra salud. Mantenemos en el fondo de nuestras mentes que hay tantos niños que no pueden correr porque están atrapados en el hospital".

JC comentó en entrevistas que la atención a la foto de Ben ha sido increíble, pero no sorprendente teniendo en cuenta que su historia es "tan buena como en el mundo del cáncer y de ser un sobreviviente y un amputado". Espera que otras familias que luchan contra el cáncer infantil se conecten las ganas de Ben.   Dice JC: "No me sorprende que mi hijo esté inspirando a otros y animándoles a llevar una vida activa. Si mirando esa foto no te dan ganas de estar en forma y estar activo, nada lo hará"

Ben dice: "Significa mucho inspirar a otros corredores jóvenes e incluso a otros amputados a comenzar a correr. Quiero que sepan que siempre hay que seguir intentándolo".

Comentarios

Subir